top of page

El sector de la construcción en Latam despues de Covid 19

A nivel mundial loe efectos de la recesion ya estan poniendo sectores importante de la economia frente a una realidad dificil. Unos de lo mas afectados es la construciones, que tambien es unos de los sectores clave por el desarorollo de un Pais.



La mayoría de las economías de América Latina han ejecutado importantes programas de estímulo para mitigar el impacto económico de los bloqueos y restricciones debido a la pandemia. En 2021, algunos países seguirán gastando recursos y transfiriendo dinero a los segmentos más vulnerables de su población. Sin embargo, la mayor parte del gasto de estímulo se ha destinado a preservar los ingresos, no a la construcción pública como en recesiones pasadas. En el lado positivo, la región se beneficiará de los precios más altos de los metales, el petróleo y otras materias primas. Pero el sector estas afectado.


En 2020, muchos países recurrieron a los mercados de capital internacionales para obtener financiamiento: los gobiernos recibieron tasas de interés relativamente bajas y vencimientos prolongados en los préstamos. El resultado son condiciones fiscales más estrictas para muchos gobiernos con poco margen para gastos adicionales. Los gastos en infraestructura fueron los más afectados por la recesión. Los paquetes de estímulo económico suelen incluir un componente de infraestructura, pero a nivel mundial, la política fiscal ha priorizado la preservación de los ingresos de los empleados e incluso la viabilidad de las empresas mediante pagos y subsidios.


La construcción de infraestructura es el componente de construcción más grande en Sud America y representa casi la mitad del gasto en construcción. Brasil y Argentina tienen los mercados más grandes de infraestructura y han estado entre los más expuestos a la desaceleración económica y los desafíos fiscales. Por lo tanto, el gasto en infraestructura para la región será inferior al 2% durante los próximos cinco años.


De positivo es que la construcción residencial ha sido la mejor, un tema común a nivel mundial con esta recesión. La política fiscal puso un piso a las pérdidas de ingresos, mientras que la actividad restringida creó la demanda de viviendas mejoradas. Las estructuras no residenciales se vieron afectadas casi tan mal como la infraestructura. Las estructuras comerciales se vieron particularmente afectadas como también las oficinas, el comercio minorista y el alojamiento..


América Latina continúa enfrentando desafíos importantes, agravados por los impactos de la pandemia en los equilibrios fiscales. El camino de salida será largo para la mayoría de las economías, y el cumplimiento de la vacunación será un diferenciador clave. Aun así, aunque la mayoría de las economías se acercará en 2022 a los niveles de 2019, es posible que el gasto en construcción no recupere dichos niveles hasta 2024.


Mirando adelante existen las posibilidades por aprovechar de un nuevo reinicio, primariamente en el sector privado – mas rapido a reacionar y mas flexible – despues empiezarà el publico, mas que todo atraves de PPP (Public Private Partnership, en otro lo hablarè).


Esta es una forma de cooperación entre autoridades públicas y privadas, con el objetivo de financiar, construir y gestionar infraestructuras o prestar servicios de interés público. Esta forma de cooperación con entidades privadas permite a la administración pública atraer más recursos de inversión y habilidades que no están disponibles internamente.


Asi se puede desarrolar negocios interesantes y prospectivas de crescimientos rentables, tambien traiendo los beneficios de l’atencion a nivel mundial por el ambiente, la gree economy y la economia circular.

Quien quiere mirar mas allà, puede empezar analizando los escenarios y construir Planes.


Nosotros estamos listos.

Post recenti

Mostra tutti

Comments


bottom of page